ELIGE EL MEJOR PORTABEBÉ PARA TI Y TU BEBÉ Y SÁCALE EL MÁXIMO PARTIDO. Aprende a portear con el curso gratuito “Elige tu Portabebé“

 

Mi experiencia con la copa menstrual tras el parto (II): problemas y soluciones

Mi primera vez

El 10 de marzo de 2014, 8 meses después del parto y pese a estar con lactancia materna a demanda, me bajó la regla y en este post  os contaba mis primeras sensaciones y dificultades para ponerme bien la copa menstrual.

Después de 6 meses utilizándola ya le he cogido el gusto y la práctica y quiero compartir con vosotras varios problemillas a los que le he sabido poner solución.

Mis 2 problemas (con solución)

Algo «me pincha»

La primera vez que la introduje notaba que me pinchaba algo al caminar y una amiga me dijo que sería el apéndice,  la puntita final que tienen para tirar de ella al sacarla.

No todas las mujeres tenemos el mismo tamaño de vagina y unas con cortar el apéndice un poco ya no lo notan y en mi caso lo he tenido que cortar casi entero.

No tengáis miedo de cortarlo del todo porque es más fácil sacar la copa si la cogéis del extremo inferior que del apéndice.

Tengo pérdidas

Las primeras veces me ponía una compresa porque solía escaparme sangre y era porque me la colocaba mal.Captura-de-pantalla-2012-08-06-a-las-18.55.41

Acostumbrada a ponerme tampones y meterlos hasta arriba, no sabía que la copa no hay que introducirla tan alta ya que se dobla por dentro y deja pasar la sangre.

Cuando te la pongas tienes que comprobar que está redonda, abierta y sin dobleces pasando tu dedo alrededor de la misma.

Si está doblada sácala un poco hacia fuera para que coja aire y se abra. No te preocupes que no la vas a sacar del todo 🙂

Tienes más información en este artículo de http://www.lacopamenstrual.es y en su sección de preguntas frecuentes despejarás todas tus dudas.

¡Se me olvida que tengo la regla!

BeneficiosCopaGrande«La copa menstrual me ha cambiado la vida», «Se me olvida que estoy con la regla» son comentarios que habrás oído de chicas que la utilizan y puede que no lo creas y te parezca algo sucio pero te aseguro que te manchas mucho menos (o nada) que al quitar un tampón.

También la sensación al sacarla es de mayor limpieza y no huele la sangre porque no está en contacto con el aire como ocurre en las compresas.

Además puedes dormir con ella y usarla durante 12h seguidas! Este es para mi la mayor ventaja que tiene por no hablar de lo que ahorras en compresas y tampones ya que dura entre 5-10 años.

Yo utilizo la copa menstrual tipo 2 Lunette (para mujeres que han dado a luz parto vaginal)

 

¿Te animas a probarla? ¿Cuál es tu mayor duda? Cuéntamelo en el hilo de comentarios y trataré de ayudarte!

5 comentarios

  1. eleniskis
    19 septiembre, 2014

    Y que hay cuando te quitas la copa, la tienes que limpiar para volver a ponerla, verdad?? lo digo por los baños por ejemplo el del trabajo, que están fuera…

    Responder
    • Irantzu (Portakanguritos)
      19 septiembre, 2014

      Sí ese sería el mayor inconveniente que el lavabo esté fuera del WC. Al quitartela la vacías en el mismo inodoro y después lo ideal es lavarla con un poco de agua y volver a ponértela, y después lavarte las manos por si te has manchado un poco.

      Una amiga mía lleva dos copas y en el trabajo se quita la sucia y se ponen la nueva y al salir del WC lava la sucia en el lavabo y se la guarda en el bolso. Las copas suelen traer una bolsita para guardarlas cuando no las usas

      Responder
      • Paz Irarrazaval
        7 septiembre, 2017

        Hola!! En esas situaciones, entro al wc con una botella y la limpio un poco!

        Responder

Deja tu comentario

Tu correo electónico no será publicado. Los campos obligatorios estan marcados con un *



Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0